viernes, 4 de julio de 2008

Ha aparecido el cura...

Apareció en el mar. El padre Adelir Antônio de Carli, que el pasado día 20 de abril, salió volando de Paranaguá gracias a los mil globos de fiesta que llevaba adosados a su cuerpo para batir el récord de permanencia en el aire, que estaba en 20 horas, para reclamar más derechos para los camioneros de su parroquia. Al día siguiente, debido a los fuertes vientos, desapareció.

Nada se supo de él hasta que ayer, el barco remolcador Anna Gabriela, encontró su cuerpo flotando a 100 kilómetros de la costa de Maricá, en Río de Janeiro.

La embarcación llevó el cadáver del cura hasta la ciudad de Macé, donde el Instituto Médico Legal recogió el cuerpo.

No voy a hacer ningún comentario al respecto, la historia es trágica. No volveré a ver los globos como antes.

3 comentarios:

  1. A este tío le faltaba un hervor...R.I.P.

    ResponderEliminar
  2. ¿Y dónde están los globos?

    ResponderEliminar
  3. a ver si actualizas esto.. q esta noticia es muy triste..

    ResponderEliminar

Cada vez que comentas en este blog Zensurado obtiene placer erótico. ¡Así que no le dejes morir de abstinencia!